Trekking catarata Gocta.
América,  Destinos alucinantes,  Perú

Chachapoyas. Catarata Gocta ¡Alucinante!

Seguimos de aventuras por Chachapoyas y hoy toca trekking para llegar a la catarata Gocta, también conocida como La Chorrera (así la llaman los locales). ¡Alucinante!

La catarata Gocta tiene 771 m de altura y es una de las cataratas más altas del mundo. Tiene dos saltos, el primero es de 231 m y el segundo, de 540 m. Vaya, que cuando llegas y la ves por primera vez, te quedas con la boca abierta.

Anonadada me encuentro.
Anonadada me encuentro.

Salimos desde Chachapoyas, nos vienen a buscar en combi nuestros amigos de Turismo Explorer a La Casona de Chachapoyas (nuestro alojamiento), y partimos hacia el poblado de Cocachimba, a 44 km al norte de la ciudad. 

La duración del viaje desde Chachapoyas hasta Cocachimba es de aproximadamente 1 hora en coche.

Hacemos una pequeña parada en Cocachimba para elegir la comida que queríamos que nos hiciesen en el restaurante en el que más tarde volveríamos a comer después de la ruta. 

Volvemos a la combi y nos llevan hasta el siguiente pueblo, San Pablo, desde donde empezamos el trekking hasta la increíble catarata Gocta.

Así empieza la ruta. ¡Quiero llegar ya!
Así empieza la ruta. ¡Quiero llegar ya y aún no he empezado!

Trekking hasta la catarata Gocta.

La ruta son poco menos de 12 km ida y vuelta. No te voy a engañar y decirte que es todo llanito y no cuesta nada. No. La ruta no es muy exigente, pero si no tienes un mínimo de fondo, te costará. Pero llegarás. Y cuando llegues, fliparás en colores y serás feliz por haberlo conseguido. Así que, si no tienes ninguna enfermedad que te impida andar o hacer esfuerzos físicos, ¡hazlo! A tu ritmo y con las paradas que necesites, pero hazlo. La recompensa es enorme y el camino se hace muy ameno, al fin y al cabo, no andas por la selva amazónica todos los días, ¿no?

Mientras haces el trekking, las vistas son espectaculares.
Mientras haces el trekking, las vistas son espectaculares.

Nuestro guía, Edgar, era un auténtico pozo de sabiduría. Nos contó de forma muy generosa parte de su vida y de sus aventuras, así como todos los secretos que rodeaban Gocta.

Nos dijo que la catarata Gocta toma este nombre por los monos aulladores que habitan la zona, porque estos monitos hacen un ruido parecido al que suena cuando dices «Gocta». ¡Qué majetes!

En la parte más alta de estas montañas puedes encontrar lagunas, que tienen su origen en las fuertes lluvias que las azotan, se crean páramos que dejan filtrar el agua y de ahí las cataratas. Interesante, ¿eh?

Segunda caída de Gocta.
Segunda caída de Gocta.

¿Te gustan las leyendas?

La mayoría de los lugares espectaculares que existen alrededor del mundo, vienen con una leyenda debajo del brazo que intenta explicar lo inexplicable del sitio. Y Gocta, que es alucinante, no podía ser menos.

Nos contaron varias leyendas sobre la catarata, pero me quedé con una que me flipó y me parecía que tenía más consistencia que las demás. Te la voy a contar.

Un lugareño del pueblo Cocachimba, tenía por costumbre pasear por los alrededores de la catarata Gocta (si nosotros viviéramos en ese paraíso natural, seguramente haríamos lo mismo, ¿no?). Hasta aquí, todo perfecto. 

Un buen día, este hombre se encontró en las aguas de la catarata a una sirena. Charló con ella, se hicieron amiguis y la sirena, como muestra de agradecimiento a su buena conversación y compañía, le regalaba tesoros cada vez que el lugareño la visitaba.

Juan, (vamos a poner nombre al señor para que la historia sea más fácil de escribir), cada día tenía más complicado escabullirse de casa sin levantar sospechas. Su mujer empezó a mosquearse cuando Juan hizo más que frecuentes sus paseos a Gocta, aunque él intentaba ser cuidadoso para que ella no se percatase de lo que estaba ocurriendo.

Pero esta mentira, como todas, tenía las patitas cortas, por lo que la mujer acabó descubriendo los tesoros que Juan con tanto recelo guardaba.

Otro buen día, la señora decidió seguir a su marido en uno de sus paseos. Imagínate la cara que se le quedó cuando vio salir a la sirena del agua y conversar tan ricamente con su esposo. Se sobresaltó y cuando la sirena la descubrió, enganchó a Juan de la mano y le metió dentro del agua con ella. 

Nunca más se supo de ninguno de los dos.

FIN.

De esta manera tan trágica acaba la leyenda, ¿cómo te quedas?

Qué debes saber antes de hacer el trekking a la catarata Gocta.

Antes de hacer el trekking a la alucinante catarata Gocta, te recomiendo que te leas esta info 🙂

Puedes empezar la ruta desde dos pueblos diferentes:

San Pablo Valera: nosotros la hicimos desde este pueblo y la distancia a recorrer es de poco menos de 12 km ida y vuelta. 

Cocachimba: desde aquí, la ruta es más cortita (unos 10 km), pero el recorrido es más exigente porque tiene más tramo de ascenso.

¡Tú decides!

¡Importante! Nuestro guía nos contó que en la época de lluvias, algunos días no podían finalizar la ruta hasta Gocta a causa de las riadas, que se hacían con los caminos y resultaba muy peligroso o imposible andar por ellos.

Época de lluvias: de noviembre hasta abril.

Si tienes planeado tu viaje a Chachapoyas en los meses de lluvia, no lo tienes todo perdido, igual vas y no llueve, pero si llueve y no puedes hacer este trekking, en Chachapoyas tienes mil opciones geniales más (mira mis post :).

En nuestro caso y como en la mayoría de los tours con guía, Edgar llevaba nuestras entradas ya compradas. De todas formas, si vas por libre puedes llegar allí directamente y pedirla en el momento. El precio del ticket para un adulto es de 10 soles.

El horario de apertura es de 07:00-17:30 de lunes a viernes. Nos comentaron que restringen el horario por lo peligroso de caminar por esos senderos sin luz.

Aunque ya te he dado respuesta a este punto, te recuerdo que la dificultad de esta ruta es baja si tienes un mínimo de fondo físico. Puedes hacer paradas a mitad de los ascensos, observar el paisaje y continuar tranquilamente.

Si estás vaguillo, te recomendo empezar desde San Pablo en lugar de comenzar el trekking desde Cocachimba, que tiene más cuestas. 

El kit obligatorio para la ruta es:

  • Repelente anti-mosquitos, ¡que no falte! Eres un manjar para estos bichitos.
  • Protector solar para no chamuscarte.
  • Gafas de sol.
  • Ropa ligera y transpirable. Botas de trekking con suela gorda (hay mucha piedra). Chubasquero por si cae una tromba de agua (a mí me gustan los que se hacen una bolita pequeñita).
  • Agua.
  • Algo para picar: frutos secos, barritas energéticas, fruta…
  • LLEVA DE VUELTA CONTIGO TODA LA BASURA QUE GENERES Y SI ENCUENTRAS ALGO EN EL SUELO, AUNQUE NO SEA TUYO, LLÉVATELO TAMBIÉN.

Te dejo el link a la ruta de Gocta que hay en Wikiloc. Te será útil si haces la ruta sin guía.

Tanto si haces la ruta por libre, como si la haces con un guía, será una pasada. A mí personalmente me encanta hacer las excursiones con guía (si tengo oportunidad) para que me den información sobre el lugar que estoy visitando.

Es cierto que una ruta de montaña parece no tener mucho misterio, pero nuestro trekking al lado de Edgar no lo cambio por ir sola. Nos contó mucha historia de la zona, de la cultura Chachapoyas y de la flora y fauna del Amazonas. Lo recomiendo fervientemente :). 

Venga, para animarte aún más a visitar Gocta, te cuelgo una última foto para que veas que en esta ruta no solo hay cataratas, porque sí, hay cataratas, pero también hay un paisaje que quita el hipo en un segundo, y no eso de beber con el vaso del revés, que se te cae el agua, te pones perdido y encima sigues con hipo.

Gocta no es solo una catarata, es un paisaje de infarto.
Gocta no es solo una catarata, es un paisaje de infarto.
Digiprove sealCopyright secured by Digiprove © 2019 Tania Meca Jiménez
close

Suscríbete al blog y hazme feliz 🙂

Imagen de sobre rosa con hoja dentro y un @ dibujado en ella.

6 Comments